Ciénaga

¿Un caimán o un microsueño causó el fatídico accidente?

El número de muertos que deja hasta ahora el camión cisterna que se incendió en Tasajera aumenta a 11. El conductor, funcionarios de la ruta del Sol y la Policía advirtieron del peligro, pero nada pudo evitar que la romería se acercara al camión para tomar la gasolina ajena.

Por: Edgar Salas Ballesteros |

Adolfo León Carranza 20 años en el Hospital Julio Méndez y Carlos Ariza de 17 años en la clínica Mar Caribe dos de las nuevas víctimas, una tercera falleció en Barranquilla.

Cuando la cifra de muertos por la explosión del camión cisterna en el kilómetro 47 de la vía Puebloviejo – Barranquilla ya alcanza los 11 y los heridos de gravedad son 40 lo que podría provocar lamentablemente más decesos, 24 horas después del trágico hecho, no se sabe a ciencia cierta que provocó el accidente y luego que el vehículo se incendiara.

El conductor del camión quien no sufrió daño alguno en su integridad física, dijo que se accidentó al tratar de esquivar un caimán que de repente salió del mangle a orillas de la isla de Salamanca, volcándose a la orilla de la carretera, sin embargo, las, autoridades locales también contemplan que se pudo tratar de un microsueño del hombre al volante, lo que provocó que el camión perdiera el control y se volcara.

El accidente se registró sobre las 7:30 a. m. de ayer, hecho que de inmediato llego al radar de los habitantes del Tasajera el corregimiento de Puebloviejo y en pocos minutos decenas de habitantes del pueblo de pescadores llegaron al carrotanque y lo rodearon cargados de tanques, pimpinas y baldes a sacar el combustible.

El Incendio

Sobre la forma como se generó el incendio también se hacen conjeturas, una de ellas es que al voltearse se generó una falla mecánica que termino generando una chispa que provocó la explosión, mientras que otra versión a investigar es saber si alguien habría manipulado la batería del camión, al parecer para llevársela, lo que podría ser otra de las causas de la conflagración.

“insistimos a la ciudadanía que se retirara, pero se nos vinieron encima, así que no tuvimos otra opción que retirarnos. Casi que segundos después vimos de lejos como se prendía en llamas el camión y la gente gritaba desesperada”.
Dijo uno de los once policías apostados a los alrededores del accidente.
Por su parte el coronel
Coronel Óscar Solarte, comandante de la Policía Metropolitana dijo:

“Como se evidencia en videos, nuestros policías arriesgaron sus vidas al estar muy cerca del camión insistiéndole a la gente que se retirara porque lo que hacían era peligroso. Lastimosamente ninguno obedeció la solicitud de las autoridades y por el contrario más individuos se exponían”.

Las reacciones

“Yo he visto esos muertos antes, no llevaban gasolina sino agua en sus pimpinas, a los heridos los veo siempre, siempre quemados por la injusticia y la contaminación, pidiendo, vendiendo rosquitas; a los que huyen de la candela también los he visto, yéndose sin nada a casa, pescando entre la basura y el ignorante carro que pasa, riendo, pero con el ardor de su calcinada vida en el alma. Quizás una fría lo espanta.
Este accidente es diario, generacional y lo peor, costumbre, tanto en la vida de ellos, que sufren, como en la nuestra que apenas somos unos míseros espectadores”.
Escribió de manera sentida el exalcalde de Ciénaga Edgar Pérez Díaz, conocido como ‘El Nene’ Pérez

“Aquí muchos amanecen a veces esperando que se voltee un carro cargado con comida, para solucionar el problema en su casa”, cuenta Fred Jiménez, un residente en Tasajera, quien realiza un trabajo audiovisual en el cual documenta la problemática social del pueblo. “Nos estamos muriendo de hambre. Hay días que lo único que podemos tener es lo que nos da la carretera”, añade.

Dice un habitante de Tasajera en una nota periodística del cienaguero Leonardo Herrera para el periódico El Tiempo.

Mientras que, para el gobernador del Magdalena Carlos Caicedo Omar, este hecho parte el alma y pone en evidencia un cuadro dramático en materia socioeconómica, “Puebloviejo tiene un serio problema que no es de ayer, sino que arrastra responsables históricos, una situación que hay que evaluar ante la pregunta ¿Por qué hay tanta pobreza acumulada en un territorio que está frente al mar Caribe y una ciénaga rica en biodiversidad y entre dos ciudades capitales del Caribe?

Hasta el momento se desconoce aún quienes son las victimas que resultaron calcinadas, mientras el drama sigue vigente en Ciénaga, Santa Marta, Barranquilla y Valledupar en donde hay personas heridas unos con una situación calamitosa.

Síguenos en Twitter: @dracamandaca  y en nuestra página de  Facebook: De Racamandaca

Related Articles

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button
Close
Close