CiénagaColumnistas

Sinsabores (1) de la funesta concesión con Operadores de Servicios de la Sierra

En silencio han quedado los funcionarios de la Alcaldía de Ciénaga y la Policía Ambiental que visitaron al relleno sanitario "La María", que funciona con licencia vencida ante la mirada permisiva de las autoridades ambientales competentes.

Por: Luis Eduardo Barranco | DUERMEVELA |

Luis Eduardo Barranco, Economista y Periodista.

En días pasados funcionarios de la Administración Local y la Policía Ambiental realizaron visita de inspección al relleno sanitario La María, con el objeto de verificar su funcionamiento, así como el proceso que se realiza con el manejo y tratamiento de los residuos sólidos de los hogares de la ciudad que allí son depositados.

Los resultados de esa visita aún se esperan y deben ser dados a conocer a la ciudadanía; un manto de silencio cubre los problemas evidentes del relleno sanitario, que no permiten establecer el verdadero impacto ambiental que se produce con el tratamiento y manejo de los residuos sólidos.

En la administración de Edgardo Pérez, la Contraloría Departamental del Magdalena realizó una auditoría ambiental al relleno sanitario, la cual fue integrada a los hallazgos encontrados en esa administración, y aún duermen el sueño de los justos sin que se haya producido acción alguna del órgano de fiscalización.

A su vez, en sesión ordinaria del Concejo en esta vigencia 2020, el Concejal Carlos Padilla denunció anomalías en el manejo del relleno sanitario, que no han tenido eco en los órganos de control y fiscalización. El siguiente es el ABC del estado institucional de las omisiones en la operación del relleno sanitario La María:

  • La licencia de funcionamiento otorgada por CORPAMAG a Operadores de Servicios de la Sierra, para el funcionamiento del relleno sanitario La María en el 2006, no ha sido renovada.
  • El impacto ambiental en la zona de influencia del relleno sanitario es evidente.
  • Como son evidentes los perjuicios económicos y sociales causados a los campesinos que tienen sus parcelas en el sector.
  • Así como la contaminación de las fuentes hídricas superficiales y subterráneas de la zona, hecho notorio en la quebrada “El Espíritu Santo”, por el manejo irregular de los lixiviados.
  • No existe en el relleno sanitario la barrera arbórea que la licencia otorgada obliga al Operador a construir.
  • No están aplicando el Plan de Gestión Integral de Residuos Sólidos – PGIRS, con el propósito de prevenir, mitigar y compensar los impactos ambientales y sanitarios en la operación del relleno sanitario.
  • El Operador no le ha dado cumplimiento a la ejecución del Proyecto de Optimización para la Ampliación de la Vida Útil del relleno sanitario, contemplado en la Resolución 1564 del 12 de junio de 2015, para que INTERASEO busque un nuevo sitio para su operación.
  • Sin autorización de la autoridad local y/o ambiental, el Operador recibe diariamente basuras y desechos peligrosos de otras ciudades que son transportados y depositados por tracto camiones en el relleno sanitario.

 “CORPAMAG ha sido permisiva y no ha asumido su autoridad y competencia en la vigilancia, control y sanción de estas irregularidades”. Así lo afirmo el Concejal Carlos Padilla.

La permisividad de las autoridades ambientales en la vigilancia y control del relleno sanitario La María es una anomalía que se ha extendido por 14 años, desde que se le otorgó la licencia de funcionamiento en el 2006 para su funcionamiento y operación. Desde sus inicios estuvo viciada la adjudicación de la licencia por su ubicación en una zona agrícola de cultivo de frutas y hortalizas, y lo que más llama la atención es que jamás, en todo este tiempo, se ha amonestado al Operador por las evidentes omisiones en el cumplimiento de sus obligaciones contractuales.

Se aguarda pacientemente el resultado de la visita de inspección de los funcionarios de la Administración Local y de la Policía Ambiental, practicada recientemente a las instalaciones del relleno sanitario La María; que no debe quedar en solo cantos de sirena, con los que se esconde el engaño de Operadores de Servicios de la Sierra

Es la “dulzura de las sirenas”, expresión utilizada por el escritor rumano-francés E. M. Cioran (1911-1995) en su libro “Desgarradura”, haciendo referencia a los cantos de sirena: “Imposible acceder a la verdad mediante opiniones, pues toda opinión es sólo un punto de vista ‘loco’ sobre la realidad”.

Síguenos en Twitter: @dracamandaca  y en nuestra página de  Facebook: De Racamandaca

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button
Close
Close