Magdalena

Alta Consejería de Paz y su apuesta histórica para promover el turismo en comunidades ancestrales

La Alcaldía del Cambio Imparable sigue adelante en sus proyectos de reconstruir el tejido social afectado por el conflicto, a través del turismo sostenible.

La Alcaldía Distrital de Santa Marta, a través de la Alta Consejería para la Paz y el Posconflicto, ha estado liderando varias jornadas de trabajo y concertación con las comunidades rurales e indígenas de la jurisdicción de Guachaca.

En diálogo permanente con las comunidades residentes de las veredas Casa de Tabla y Quebrada del Sol, se vienen articulando proyectos de impacto social con los cuales se busca proyectar las riquezas naturales de estos territorios dentro del imaginario turístico y cultural de la ciudad y el país.

Haciendo frente a los estigmas sociales sobre la zona como territorio de violencia, y en cambio, apostándole, desde el trabajo comunitario, a la consolidación de una paz que es estable, duradera y permanece en el corazón de los magdalenenses.

El alto consejero para la Paz del Distrito, Vilbrum Tovar Peña, celebró el interés de estas poblaciones, en promover su destino como una radiografía viva de la reconciliación y la resiliencia. Por lo tanto, desde el Gobierno Distrital, se dispone de toda la fuerza administrativa y gubernamental, para la formulación de estrategias que avanzan en la consolidación de Casa de Tabla y Quebrada del Sol, como destinos turísticos en potencia.

“Con todas las riquezas naturales que tienen, trabajamos para promover una ruta ecoturística como propuesta de desarrollo. Con unos aliados en turismo rural y construcción de hoteles iniciamos un encuentro formativo para capacitarlos en operación turística, guianza, gastronomía y gestión comercial”, señaló el alto consejero.

Cabe resaltar, que estas acciones, se encuentran enmarcadas dentro de los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial, formuladas para el Distrito de Santa Marta; pensada con el propósito de atender la deuda histórica, de trabajar en el fortalecimiento a las comunidades indígenas y a las comunidades campesinas que fueron afectadas en las veredas de Guachaca.

De esta forma, desde la Alta Consejería, bajo el liderazgo de la alcaldesa Virna Johnson, se hace una apuesta histórica por las comunidades anteriormente vulneradas. Todas las dependencias de la Administración Distrital participarán de esta ambiciosa intervención que significa desarrollo social para la región.

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button
Close
Close