Generales

Conectividad y educación, un tema de equidad

Crédito: Kienyke.com
La Ley de Modernización del sector TIC, propuesta por el Gobierno nacional, pretende conectar a 20 millones de colombianos que no gozan de los beneficios del Internet, principalmente de zonas rurales del país. Según el MinTIC, la conectividad genera mayor productividad, empleo y reducción de la desigualdad.

Los artículos 20 y 67 de la Constitución Política todo colombiano tiene el derecho al acceso de las tecnologías de la información y las comunicaciones básicas, además de brindar programas para que la población pobre, vulnerable y la población rural tengan acceso y uso a las plataformas de comunicación, en especial de Internet, contenidos público y de educación integral. Pero por la brecha digital que hay hoy en día estos programas no se pueden llevar a cabo.

Según MinTIC, en materia de conectividad se tienen dos países: uno urbano conectado, y otro rural donde la conectividad no llega.

Lo que propone el proyecto es garantizar el derecho de acceso a las tecnología de la información, así mismo “el despliegue de la infraestructura de redes de telecomunicaciones, de los servicios de televisión abierta radiodifundida y de radiodifusión sonora, en las entidades territoriales”.

En el artículo 22, se asegura que se financiarán y se establecerán planes, programas y proyectos para desarrollar contenidos y aplicaciones de interés público, con enfoque social en salud, educación y apropiación productiva para el sector rural. Sin embargo, no se trata de conectar porque sí, de acuerdo con la ministra de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (MinTIC), Sylvia Constaín:

“Queremos que las familias se empoderen de la tecnología y la conectividad. Esto se logrará a través de programas que pueden ser, por ejemplo, como el que se lanzó recientemente y que trabaja con las escuelas públicas del país para enseñarle a los niños a programar, (proceso que tiene como objetivo crear un software)”, indicó.

En entrevista con Kienyke.com explicó que niños entre 11 y 14 años no solo aprenden un lenguaje completamente nuevo sino también a trabajar en equipo, a resolver problemas, entre otros. “Este es solo un ejemplo de cómo podemos usar la conectividad y tecnología para mejorar la calidad de vida”, dijo la ministra TIC.

Conectar con propósito

Víctor Muñoz, consejero presidencial para la Innovación y la transformación Digital, explicó que la ley por sí sola no resuelve todo: “Hay una serie de programas en paralelo en términos de apropiación, cierre de brecha digital y de uso porque no se logra nada tendiendo una gran conectividad solo para el uso de redes sociales sino para emprendimientos, para tener contenidos digitales, compartir experiencias con otros países, entre otros”.

Explicó que esto no se dará de un momento a otro, “lo que hace la ley es abrir una autopista, y es la que permite que el resto de componentes se logren de una manera más rápida. La educación es fundamental en este Gobierno, y no se trata solo de la básica y secundaria, también lo harán los profesionales”.

Agregó que el proyecto de ley garantizará que todas las personas profesionales se formarán en lo que se denominarán ‘nuevas tecnologías’: “Internet de las cosas, big data e inteligencia artificial”, explicó Muñoz. El pasado 30 de abril se realizó el lanzamiento del Centro de la Cuarta Revolución Industrial en la ciudad de Medellín, “con esto el país va a tener un liderazgo en América Latina en la investigación de estas tecnologías”, aseguró el viceministro.

El funcionario agregó que hay evidencia demostrada de los beneficios educativos que tendría el acceso a la red. Indicó que según los resultados que han arrojado los 7.832 Kioskos Digitales, instalados en 952 municipios del país, beneficiando principalmente a sedes educativas, comunidades indígenas, guarniciones militares y parques nacionales, se han mejorado los resultados académicos.

“Esto se da porque con el acceso a la información se incentiva la investigación, el emprendimiento y el acceso a contenidos a través de Internet”.

Según el ministerio, son muy pocos, a nivel mundial, los colegios que integran de forma habitual las nuevas tecnologías en su sistema educativo. Incluso en los países más desarrollados los ordenadores y tabletas habitualmente se limitan a “la clase de informática” o para el uso de trabajos de materias a desarrollar en el hogar.

Sin embargo, estudios de la OCDE (OCDE, 2014) demuestran que los entornos educativos más innovadores y con mejores resultados de aprendizaje son aquellos que, además de un sistema pedagógico innovador, integran las nuevas tecnologías en su desarrollo diario.

Según MinTIC, en las veredas y poblaciones alejadas del país en las que hay Kioskos Vive Digital, han surgido proyectos basados en nuevas formas de aprendizaje gracias al acceso a las nuevas tecnologías de la información. “Se han creado cientos de microempresas dedicadas a diferentes actividades tales como la elaboración de artículos de material reciclable y proyectos agrícolas que contribuyen con la tecnificación de los cultivos del país”.

Por otro lado, Muñoz anticipó que con la aprobación de la ley, va a haber toda una transformación en la reconversión laboral, “no se nos olvide que alrededor de todo esto van a generarse todo un cambio en las industrias existentes, van a llegar nuevas oportunidades, aparecerán algunas funciones como las que hoy conocemos y que históricamente han persistido en las revoluciones industriales anteriores, por eso es fundamental reentrenar a toda la fuerza laboral que tiene mucho para aportarle al país, pero hay que darle un empujón en estas nuevas habilidades”.

Además de esto, el Gobierno asegura que habrá programas de emprendimiento digital en los que se apoyará a los innovadores para que sus ideas dejen de serlo y sean productos que puedan tener clientes en el mercado. “Queremos que creen su empresa, que puedan tener empleados, que generen riqueza, es decir equidad”, comentó Constaín.

El proyecto también propone trabajar con la población con discapacidad: “la tecnología brinda la posibilidad de mejorar la vida de esta población (artículo 22), queremos a una población conectada para mejorar la calidad de vida”, afirmó la jefe de cartera.

La conectividad social digital es otro eje que propone el proyecto de ley, Constaín indicó que nadie se puede quedar atrás, “hay que ayudar a los compatriotas que no han podido conectarse, una vez conectados hay que enseñarlos a usarla. Queremos llegar a las personas que están en la base de la pirámide, los más vulnerables”, manifestó.

“La transformación digital no es solo del ciudadano o el empresario, empieza por casa, es decir, en el Estado”, Sylvia Constaín.

El Ministerio TIC asegura que: “Si nos quedamos sin las reformas que necesita el sector, la brecha digital tardará décadas en cerrarse. El costo económico de no modernizar es enorme. El costo social y humano es aún más grande. No podemos perder este tiempo. Es una cuestión de equidad y acceso a las oportunidades y al bienestar”.

Según la cartera, existe una fuerte correlación entre el nivel de penetración de Internet y la desigualdad: mientras hay más penetración de Internet hay menos desigualdad. Bogotá, Valle del Cauca, Antioquia son las zonas del país en las que menos hay desigualdad, mientras que en el Chocó, la Guajira, Cauca, Nariño entre otros, lugares en los que la velocidad de descarga es menor hay altos niveles de desigualdad.

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close